Calificación:
  • 1 voto(s) - 1 Media
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
El Fin de la Neutralidad de la red
#1
Exclamation 
¿Qué pensarías si su proveedor de Internet, por ejemplo iZZi o Telmex, deciden que cuando quieras ver contenido en Netflix, tu conexión sea más lenta? ¿Y qué tal si, por el contrario, al usar el servicio de películas y series de su proveedor, esto es BlimClaro Video, la conexión sea de altísima velocidad? Peor aún, ¿qué pensarías si por usar servicios streaming, juegos en línea, tuvieras que pagar extra, incluso te cobren por cada GB de datos, como medidor de la luz?

Ese escenario se haría realidad desde la próxima quincena en USA. si es que la autoridad de comunicaciones aprueba una propuesta que elimina el derecho al acceso igualitario a Internet, conocido como neutralidad de la red.

La neutralidad de la red es el principio por el cual los proveedores de servicios de internet (ISP) y los gobiernos que regulan Internet deberían tratar a todo tráfico de datos que transita por la red por igual, sin discriminarlo o cobrar al usuario de manera diferente según el contenido, página web, plataforma, aplicación, tipo de equipamiento utilizado para el acceso o modo de comunicación.

La propuesta del director de la Comisión Federal de Comunicaciones de USA, Ajit Pai, entrega el control de Internet a las empresas proveedoras del servicio. Según la autoridad, a cambio estas empresas serán más transparentes en su accionar. La votación se realizará el 14 de diciembre y se espera que sea aprobada.

Como la influencia de USA. es tan fuerte en otros países, cabe la posibilidad de que estos cambios afecten a empresas que funcionan en nuestra región. Por ello es importante que los países tengan normas que puedan aplicar ante estas amenazas. Incluso dado que más de la mitad del tráfico en internet se aloja o pasa por USA, esto tendrá repercusiones a nivel mundial.

El jefe de la Comisión Federal de Comunicaciones (FCC por sus siglas en inglés)  reveló planes para rescindir las reglas de 2015 que prohíben que los proveedores de servicios en internet impidan el acceso de los consumidores a contenido en la web, una decisión que podría reformular el panorama digital.

Las reglas prohíben que los proveedores de banda ancha bloqueen o ralenticen el acceso o cobren más a los consumidores por ciertos contenidos. Su intención es garantizar un internet libre y abierto, dar a los consumidores igualdad de acceso y evitar que las firmas de banda ancha favorezcan sus contenidos.

La decisión significara una victoria para compañías como AT&T Inc, Comcast Corp y Verizon Communications Inc, que tendrán un gran poder ahora para decidir a qué contenidos pueden acceder los clientes y a qué precio. Asimismo, es un revés para Google, Apple, Netflix, Amazon, y Facebook, que pidieron no invalidar las normas.

La comisión está conformada por tres republicanos y dos demócratas, por lo que no hay dudas sobre la aplicación del nuevo reglamento. Donald Trump expresó su oposición a la neutralidad en la red en 2014, antes incluso de que entraran en vigor las nuevas reglas.

"La FCC no se dedicará más al negocio de microgestionar modelos de negocio y prohibir de manera preventiva servicios, aplicaciones y productos que podrían ser procompetitivos", dijo Pai en una entrevista. "Solo deberíamos fijar reglas para que compañías de todo tipo en cada sector compitan y dejen que los consumidores decidan quién gana o pierde", agregó.

Tom Wheeler, que dirigió la FCC en tiempos de Barack Obama y defendió las reglas de neutralidad, calificó los planes como "una farsa vergonzosa y una traición. Incluso para esta FCC y su liderazgo, esta propuesta lleva la hipocresía a nuevos niveles".

Ello explica el gran interés de AT&T en la compra de Time Warner, así como el de otros proveedores como Comcast y Verizon, en adquirir los bienes de la 21st Century Fox, ya que desean ser propietarios de estudios de cine y televisión, cuyo contenido pueda ofrecer a sus suscriptores de internet, de manera preferente, y así competir mejor contra otros proveedores de internet.

Spoiler: Mostrar
[Imagen: 5a2203a0d1d74.jpeg]
Si te gusta este aporte, suscribete al tema, interactua y comenta, ponle estrellas al tema
Responder
#2
La Comisión Federal de Comunicaciones de Estados Unidos (FCC) acaba de votar con un 3 a 2 acabar con las normas que protegen la neutralidad de la red, y que permiten que todos los servicios compitan en igualdad de condiciones. Se trata de la puesta en marcha de un plan presentado por Ajit Pai, presidente del organismo.

Esta decisión hará que Estados Unidos de un importante paso atrás en materia de libertades de la red. Y de paso normalizarán una situación que podría dar pie a que en otros sitios como EuropaLatinoamerica las cosas también empezasen a cambiar, y al final todos los usuarios suframos las consecuencias de esta decisión.

Hace tres años la situación era bastante parecida en Estados Unidos, y en mayo del 2014 la FCC había votado a favor de seguir con un plan para crear un Internet de dos velocidades. El futuro de la neutralidad pintaba muy oscuro, pero todo acabó dando un giro de 180 grados al surgir otra propuesta totalmente opuesta que acabó imponiéndose en 2015.

Con ella se estableció que Internet fuera un servicio básico como la electricidad y el agua, y obligaba a los operadoras a garantizar un acceso igualitario. Se trató por lo tanto de una legislación atrevida que llegó cuando menos se esperaba, y que supuso un ejemplo a seguir para el resto de países. De hecho, algunos países europeos ya se habían posicionado a favor del Internet de dos velocidades, y finalmente la Unión Europea también acabó legislando para proteger la neutralidad.

Pero la normativa europea no es lo suficientemente rotunda, y deja la puerta abierta a que cada país tenga el poder de decidir sobre el zero-rating. Eso ha provocado que operadoras como Orange, Vodafone o FreedomPop hayan sacado tarifas en las que el tráfico de determinadas aplicaciones tiene más privilegios que el de otras.

Estados Unidos seguía siendo por lo tanto el espejo en el que mirarse, un referente. Aunque todo empezó a cambiar este año con la aparición de Ajit Pai, que desde su puesto de la presidencia de la FCC decidió dar marcha atrás y erradicar la neutralidad. Con ello las operadoras podrán decidir qué aplicaciones tienen más privilegios que otras.

Organizaciones de usuarios usuarios, empresas, e incluso algunos miembros de la FCC se han posicionado en contra de esta situación, pero el organismo no ha dudado en utilizar botnets para aparentar un falso apoyo. Por si fuera poco, el propio Ajit Pai ha publicado un vídeo burlándose de la neutralidad de la red para desinformar a los usuarios tratando de hacerles creer que nada va a cambiar.

Pero las cosas sí van a cambiar. Para empezar, los primeros perjudicados por la aniquilación de la neutralidad en Estados Unidos serán los propios usuarios estadounidenses. Hoy Internet deja de ser considerado un servicio básico como la electricidad y el agua, y deja de garantizarse un acceso igualitario como se estaba haciendo desde que se aprobaron las últimas normas.

Esto pone en manos de las operadoras el poder hacer prácticamente lo que quieran. Pueden bloquear el acceso a determinados servicios, acelerar la velocidad a la que se accede a otros, o incluso priorizar el contenido que quieran. La única condición que tienen que cumplir es hacer públicos estos cambios.

Así será más difícil que los servicios de terceros puedan competir en igualdad de condiciones. También abre la puerta a que las propias operadoras puedan utilizar este poder para priorizar sus propios servicios penalizando otras aplicaciones sin que ni estas ni los usuarios puedan impedirlo.¡

Esto a la larga podrá acabar provocando que los propios servicios tengan que negociar con las operadoras para que sus usuarios puedan acceder correctamente a ellos, lo que hará que los que no tengan los suficientes recursos queden desterrados del Internet de alta velocidad y vean lastrada su adopción y su futuro.

En Europa y Latinoamerica tenemos nuestras propias leyes y lógicamente no se aplican directamente las de USA. Sin embargo, muchos de los servicios que utilizamos son de Estados Unidos o tienen gran parte de sus usuarios allí, por lo que lo que hagan las operadoras en aquel país puede perjudicarles y repercutir en cómo funcionen a nivel técnico o económico en todo el mundo.

También hay que tener en cuenta que las nuevas normas dañan la competencia entre servicios. Con las operadoras al poder, muchos servicios tendrán que negociar para conseguir funcionar correctamente para muchos usuarios. Esto perjudicará posiblemente a todos los que empiezan o ya compiten contra los más grandes. Y al final esto hace que todos tengamos menos libertad de elección independientemente de si somos de USA o de fuera.

Y esperemos que las operadoras latinoamericanaseuropeas no tomen ahora nota, y quieran imitar a sus homólogos estadounidenses. Porque ese es otro de los peligros de la decisión que se ha tomado hoy allí, que haga que otros países en todo el mundo acaben cediendo a las presiones del cabildeo de las operadoras y tomando decisiones parecidas.

Por ejemplo en México se ha abogado por la neutralidad de la red, pero en la práctica no se aplica. Tres de los cuatro mayores proveedores de internet (Telmex, iZZi y Totalplay) también tienen sus propias plataformas streaming (Claro Video, Blim y Crackle)  Una queja recurrente de los usuarios, en particular de Prodigy Infinitum, es que la transmisión de Claro Video es optima, mientras que con otros servicios como Netflix, la transmisión baja de calidad, pixela o congela, dando a suponer que se le da preferencia al uso de su propia plataforma por sobre la de otros competidores, lo cual no debería suceder con la neutralidad de la red.
Si te gusta este aporte, suscribete al tema, interactua y comenta, ponle estrellas al tema
Responder


Salto de foro:


Usuarios navegando en este tema: 1 invitado(s)